Compartir
Publicidad
Publicidad

5 consejos para evitar el reflujo y la acidez de estómago

5 consejos para evitar el reflujo y la acidez de estómago
Guardar
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En anteriores ocasiones hemos tratado el tema de los desajustes digestivos que muchas personas padecemos en verano. Uno de los que puede aparecer es la acidez de estómago o el reflujo. Muchas veces esto viene causado por estrés, nervios… Pero casi siempre la raíz de este malestar es la falta de cuidado a la hora de alimentarnos. Por eso en este post queremos destacar cinco cosas que podemos hacer para estar perfectos estas vacaciones.

Cuidado con lo alimentos que consumimos

En primer lugar es importante cuidar lo que nos llevamos a la boca. Sobre todo en vacaciones nos dejamos llevar por los alimentos preparados y el exceso de grasas que a la larga pueden pasarnos factura, ya que nuestro aparato digestivo va a trabajar más, haciendo que las digestiones sean más pesadas. Además, para digerir las grasas, el aparato digestivo tiene que segregar más ácidos, por lo que a veces aflora algo de reflujo y acidez que nos puede incomodar. Por ello es mejor decantarnos por alimentos con menos contenido graso para evitar esto.

La bebida también cuenta

Lo que bebemos también tiene una gran importancia, sobre todo cuando lo hacemos abusando de bebidas carbonatadas. Si además lo hacemos mientras comemos el riesgo de reflujo aumentará, ya que lo que sucede en nuestro estómago, ya que cuando está muy lleno y además lo llenamos más con gas, se presiona el esfínter esofágico inferior, aumentando el riesgo de padecer reflujo, ya que no se cierra del todo y deja subir la acidez por el esófago causando malestar.

La forma de comer tiene mucho que ver

La forma de comer y los hábitos que tenemos también tiene una gran importancia, y es que es necesario que no nos demos atracones, por ello es mejor realizar pequeñas comidas a lo largo de la jornada, de modo que las digestiones sean mucho más llevaderas y evitemos el temido reflujo. Lo mismo sucede con cómo comemos. Masticar bien es esencial, para conseguirlo recomendamos masticar lento y sin prisa, ya que la digestión comienza en la boca con la saliva que nos ayudará a generar menos ácidos estomacales y por lo tanto el riesgo de reflujo o acidez disminuye.

Evitar el alcohol y el tabaco

El consumo de alcohol y de tabaco es otra de las causas por las que parece en mucho casos la acidez de estómago. Ambos hacen que la secreción de saliva disminuya, haciendo que aumente la secreción de ácidos por parte del estómago. Ralentizan las digestiones y pueden acabar generando en nosotros acidez y malestar estomacal. Por ello es necesario que lo dejemos de lado para así conseguir mejoras sustanciales.

Mantener el peso adecuado

Como última recomendación vamos a destacar lo importante que es mantener el peso adecuado. El sobrepeso es un enemigo del sistema digestivo, ya que el exceso de peso oprime los órganos internos y en el caso del estómago esto provoca una mayor secreción de jugos gástricos que van hacia el esófago. Al estar todo presionado por el exceso de peso el cierre de este es deficiente y por ello se produce el reflujo.

Es cierto que existen otras muchas recomendaciones que podemos tener en cuenta. Por ello os animamos a que nos contéis vuestros trucos para evitar la acidez o el reflujo y conseguir así una mejor digestión y un estilo de vida mejor.

Más información | feminorama.com

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos