Compartir
Publicidad

Cinco razones para dejar de tomar refrescos light (y cinco alternativas que puedes tomar)

Cinco razones para dejar de tomar refrescos light (y cinco alternativas que puedes tomar)
1 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Si como parte de tu operación bikini has decidido restar calorías reemplazando refrescos azucarados por su versión sin azúcar o light debes saber que ese cambio no resulta del todo acertado si buscas proteger la salud y perder peso. Te mostramos cinco razones para dejar de tomar refrescos light y algunas alternativas para beber en su reemplazo.

Cinco razones para dejar a un lado los refrescos light

Los refrescos light a diferencia de los que poseen azúcares, se endulzan a base de edulcorantes en su mayoría artificiales aunque también los hay con endulzantes naturales como la stevia, razón por la cual no poseen calorías y ella es el motivo principal de su elección al momento de perder peso, sin embargo, hay cinco buenas razones para evitar su consumo:

  • Su consumo podría generar más hambre, tal como se ha comprobado con el uso de edulcorantes, cuando el cuerpo ingiere algún alimento dulce interpreta que debe tener calorías, mientras que si sólo posee sabor a azúcar sin las calorías de la misma, éste compensaría buscando más calorías por otro lado. Así, las bebidas light o refrescos sin azúcar podrían fomentar el aumento de peso.
  • Fomentan el gusto por lo dulce al elevar nuestro umbral de dulzor y así, producir en nuestro organismo la necesidad de buscar cada vez más alimentos con sabor acentuado y con azúcar o sabor dulce en su interior.
  • Se han vinculado en adultos mayores a mayor circunferencia de cintura, lo cual indica que pueden incrementar por diferentes factores la grasa abdominal siendo uno de ellos el incremento del umbral de dulzor como dijimos anteriormente, así como el consumo "compensatorio" de calorías que favorece el aumento de peso.
  • Su ingesta de manera habitual se ha asociado a mayor prevalencia de diabetes y una explicación posible a todo esto puede ser la mayor acumulación de grasa abdominal, el consumo de calorías superior y el umbral de dulzor alterado que explicamos en las razones antes dadas. Asimismo, los edulcorantes también se han vinculado a mayor riesgo de diabetes y los refrescos light contienen muchos de ellos.
  • Poseen sustancias adictivas aunque no poseen azúcar como es la teobromina, la guaranina y teína en algunos casos, todos derivados de la cafeína, por lo que nos incentivan a comer más y más de ellas cada día.
Mineral Water 1532300 1280

Ya vemos que es necesario acabar con su consumo y que optar por ellas no es recomendable aunque sean una opción de cero calorías, por ello, algunas otras alternativas para tomar serían:

  • Smoothies saciantes con proteínas lácteas o vegetales y variedad de vitaminas y minerales que benefician la salud, aunque se recomiendan de forma ocasional y no como bebida habitual.
  • Agua carbonatada con sabores varios como pueden brindarle hierbas frescas, frutas congeladas o unas gotas de zumo natural de limón, naranja o pomelo.
  • Infusiones varias que pueden aportar teína o teobromina y cubrir la "cuota" de cafeína de los refrescos sin los edulcorantes que parecen ser gran parte del problema.
  • Zumos naturales de forma ocasional que pueden beberse en una comida para obtener un sabor dulce sin edulcorantes artificiales y aunque con calorías, también con vitaminas, minerales y sin cafeína.
  • Agua o agua carbonatada como tal, si agregados, que serían las opciones más aconsejables para beber de manera habitual en cada comida y entre horas si queremos perder peso y cuidar la salud del organismo.

Estas son cinco buenas razones para evitar los refrescos light y cinco buenas alternativas para beber en su reemplazo.

Imagen | Pixabay

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos