Compartir
Publicidad
Publicidad

Calambres musculares en invierno, cómo evitarlos

Calambres musculares en invierno, cómo evitarlos
Guardar
1 Comentarios
Publicidad

Normalmente nos preocupamos de los calambres solo en verano, que es cuando hay riesgo de deshidratación y pérdida de electrolitos. Pero también se producen calambres en invierno y si lo pensamos es lógico ya que el frío hace que haya cierta restricción sanguínea a causa de la vasoconstricción y también hay una falsa percepción de no necesitar hidratarnos, por lo que hay pérdida de electrolitos.

El calambre suele producirse por una causa multifactorial y las dos que hemos descrito anteriormente son suficientes para provocar el calambre. Mucha gente no se explica como en invierno con el frío sale a correr y sobre todo al final de los entrenos o las carreras tienen problemas con los calambres. Si unimos la falta de calentamiento a la falta abrigo e hidratación tendremos las razones que explican los calambres invernales.

El calentamiento es más importante en invierno que en verano, ya que se trata de aumentar la temperatura muscular para que todo funcione correctamente y en invierno con el frío es más difícil llegar a la temperatura óptima. Calentamientos más largos y completos van a ser necesarios sobre todo antes de sesiones de entrenamientos intensos.

La hidratación es el otro punto pendiente. Aunque sea invierno y la falta de calor haga que el sudor sea menor, eso no significa que no perdamos agua de nuestro cuerpo, simplemente esa agua se evapora y no la vemos. Debemos de hidratarnos bien unos 40-30 minutos antes de salir a entrenar y si el entrenamiento va a ser largo también conviene beber durante y por supuesto después para reponer.

Tampoco debemos de olvidarnos de la ropa de abrigo. Un exceso de frío hace que el cuerpo se protega con una vasoconstricción de su sistema circulatorio, lo que limita el aporte sanguíneo a aquellos músculos que están entrenando y produciendo una fatiga prematura. Tampoco conviene abrigarse en exceso porque entonces hay exceso de sudoración y por tanto deshidratación. Según la zona donde vivas y el frío que haga hay que encontrar el término medio entre ir bien abrigado pero sin exceso de vestimenta.

En Vitónica | Alimentos para prevenir los calambres
En Vitónica | Calambres producidos por el calor, ¿cómo evitarlos?
Imágen | EnKayTee

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos