Compartir
Publicidad

Me duelen las muñecas al hacer Yoga: algunas soluciones sencillas para evitar el dolor

Me duelen las muñecas al hacer Yoga: algunas soluciones sencillas para evitar el dolor
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Uno de los dolores más comunes entre los practicantes de Yoga suele ser el dolor de muñecas. ¿A qué se debe esto? Básicamente a que muchas de las posturas o asanas exigen que mantengamos parte del peso de nuestro cuerpo apoyado sobre nuestras manos en el suelo, pudiendo así causar dolor en la articulación.

Pasar mucho tiempo en posturas como el perro boca abajo o realizar muchas asanas de inversión y equilibrio sobre manos pueden causar dolor en las muñecas durante la sesión de ejercicio que puede incluso incapacitarnos para continuar practicando los diferentes movimientos.

Es mejor prevenir que curar, de modo que os ofrecemos unos cuantos consejos para cuidar la salud de vuestras muñecas durante las clases de Yoga.

  • Realiza un calentamiento adecuado: trabajar la movilidad de las articulaciones previamente a una sesión de Yoga es importante para evitar posibles dolores o lesiones y para poder realizar las asanas de forma correcta. Realizar círculos con las muñecas hacia ambos lados y flexionar y extender la articulación te ayudarán a prepararte para la sesión.

  • Fortalece tus muñecas antes del entrenamiento: fortalecer la musculatura alrededor de la muñeca nos va a ayudar a proteger la articulación cuando esta se convierte en un punto de carga de nuestro cuerpo. Un ejercicio sencillo pero muy efectivo es el de agarrar una toalla pequeña por ambos extremos y reproducir el movimiento de escurrirla. También las pelotas antiestrés de diferentes durezas pueden ser útiles.

munecas-yoga
  • Cambia de postura cuando sea necesario: si practicas Yoga por libre es posible que las secuencias de asanas no sean las más adecuadas y necesites alternar las posturas con apoyo de manos con otras en las que las muñecas sean menos protagonistas. En lugar de pasar directamente del perro boca arriba al perro boca abajo, por ejemplo, si te duelen las muñecas es mejor que intercales una postura de descanso entre ellas.

  • Coloca el peso de tu cuerpo en el centro: en algunas posturas como puede ser la de la plancha frontal, tendemos a cargar la mayor parte del peso de nuestro cuerpo sobre nuestros brazos, cargando demasiado las muñecas, cuando realmente nuestro peso debería estar repartido en nuestra zona media. Para conseguir distribuir el peso de tu cuerpo de manera adecuada, prueba a realizar la elongación axial.

  • Utiliza modificaciones de los ejercicios y accesorios: si te duelen las muñecas al realizar la plancha frontal sobre las manos, modifica el ejercicio y hazlo sobre los antebrazos. Este tipo de modificaciones son susceptibles de realizarse en multitud de ejercicios: tu profesor de Yoga puede explicarte cómo modificar prácticamente todos los ejercicios de esta manera.

    Otra posibilidad es utilizar agarres especiales (son baratos y cómodos, los tenéis en Amazon a partir de 12 euros) que protegen nuestras muñecas manteniéndolas en una posición neutra.

Con estos consejos puedes cuidar tus muñecas y prevenir el dolor que es susceptible de aparecer durante la clase. ¡Namasté!

Imágenes | istock
En Vitónica | Cinco cosas que tienes que saber antes de entrar a tu primera clase de Yoga
En Vitónica | Cinco posturas de Yoga que te ayudan a aliviar el dolor de espalda

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio