Compartir
Publicidad
Publicidad

Abdominales en "arco baby", trabajar el abdomen sin dañar la espalda

Guardar
5 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Cada vez son más los ejercicios abdominales concienciados con el cuidado de la columna, y es que durante muchos años hemos estado realizando abdominales a la vez que incidíamos en la espalda con malas posturas. Para evitar esto existe una modalidad de ejercicio derivada del pilates, se trata de los abdominales en ‘arco baby’.

Este ejercicio lo que busca es trabajar la parte abdominal sin que la espalda se vea afectada en absoluto. A simple vista el arco baby puede parecer un potro de tortura, pero no lo es en absoluto, sino que se trata de un cómodo banco de abdominales que se adapta perfectamente a nuestros movimientos, y que no solamente nos va a ayudar a tonificar la parte abdominal, sino que nos servirá para estirar y ganar flexibilidad en la columna.

Cada vez son más los gimnasios que ofrecen este banco de abdominales, aunque es un aparato propio del pilates y lo podemos encontrar en centros especializados donde existan máquinas para realizar esta actividad. Como todo en pilates, el arco baby es una máquina que nos va a permitir realizar los abdominales de una forma pausada y lenta, respirando profundamente y respetando las necesidades del cuerpo, es decir, dejaremos de lado las posturas forzadas y los giros peligrosos.

El arco tiene una especie de asiento que es donde debemos colocarnos sentados, mirando al frente y con los brazos a los laterales de la cabeza para evitar que sean ellos los que nos propulsen hacia arriba y no el abdomen que es quien lo tiene que hacer. En esta postura y con las piernas relajadas, debemos comenzar a pegar nuestra espalda contra el arco, que nos va a permitir echarnos hacia atrás doblando la columna y estirándola.

En esta postura debemos elevarnos con los abdominales despegando progresivamente la espalda del arco. En ningún caso tenemos que hacer un movimiento brusco al levantarnos, ya que todo el movimiento debe ser lento y tranquilo para evitar lesiones. De esta forma volveremos a la posición inicial y comenzaremos de nuevo el movimiento hasta realizar del orden de 15 a 20 repeticiones divididas en cuatro series.

Trabajar con el arco baby es una buena opción para realizar unos abdominales completos en los que entren en juego solamente estos músculos. Además de esto nos ayudará a mantener una espalda en perfectas condiciones, pues la alineación de esta será correcta a lo largo de toda la rutina y las vértebras en ningún momento estarán sometidas a ningún tipo de presión, lo mismo que la zona cervical, principal afectada de las rutinas abdominales habituales.

Vía | PortalFitness
Video | Youtube/ PortalFitness

En Vitonica | Evita los dolores de espalda al hacer abdominales
En Vitonica | Algunos consejos para trabajar adecuadamente los abdominales inferiores
En Vitonica | Elegir el lugar idóneo para hacer abdominales (I): Ejercicios en suelo

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos