Compartir
Publicidad
Publicidad

Descender lentamente al hacer dominadas, la mejor manera de progresar

Guardar
8 Comentarios
Publicidad
Publicidad


El dorsal es una parte del cuerpo que podemos trabajar de diferentes maneras. Por encima de todas ellas debemos destacar una, las dominadas, que como ya hemos comentado en anteriores ocasiones, es una de las mejores formas de entrenar esta zona y lograr que se desarrolle como queremos, aunque existen diferentes maneras de mejorar la ejecución de las dominadas ala hora de entrenar y así conseguir mejores resultados, se trata de realizar la bajada lentamente a la hora de llevar a cabo este ejercicio.

Debemos tener en cuenta que no es lo mismo ni los resultados son iguales si llevamos a cabo un ejercicio de una manera o de otra, ya que la forma de incidir en los músculos tiene mucho que ver con el desarrollo que luego vamos a lograr. Por este motivo es esencial que tengamos en cuenta la importancia de hacer bien las dominadas, pues con ellas lograremos una espalda mucho más fuerte y definida.

Como ya sabemos la mayoría de nosotros, las dominadas consisten en un ejercicio destinado a trabajar directamente la parte dorsal, aunque indirectamente intervienen otras zonas del cuerpo como los hombros y los brazos, por lo que es necesario tener una buena forma física general para poder llevar a cabo este ejercicio. Para lograr esto es necesario que desarrollemos la fuerza en los brazos y una vez que estemos a punto es importante que tomemos algunas medidas como el descenso lento a la hora de ejecutar las dominadas. Por norma general solemos elevarnos con el dorsal y descender rápido. Esto nos ayuda a incidir sobre esta parte, pero realizar las dominadas descendiendo lentamente será una ayuda mucho mayor a la hora de desarrollar nuestra espalda con fuerza.

Realizar los descensos de forma lenta cuando realicemos dominadas es una buena manera de tocar partes del tronco que habitualmente no tenemos en cuenta, además, es una lamedor forma de conseguir hacer que la parte dorsal trabaje mucho más y obtener de este modo unos resultados mayores, ya que la intensidad aumenta al ejecutar el ejercicio de forma lenta y pausada. Es cierto que al hacerlo de este modo en muchos casos no podremos llevar a cabo un gran número de repeticiones, pero es una buena manera de ir adquiriendo fuerza en la espalda para ir aumentando la intensidad y el número de repeticiones poco a poco.

Video | Youtube/ joseluis7094

En Vitonica | Las dominadas, un ejercicio fundamental para una espalda fuerte
En Vitonica | Cómo colocar las piernas a la hora de hacer dominadas
En Vitonica | El mejor ejercicio de espalda de 2009: dominadas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos