Pastel de yogur rico en proteínas: receta de postre sin azúcar, sin gluten y bajo en hidratos
Recetas Saludables

Pastel de yogur rico en proteínas: receta de postre sin azúcar, sin gluten y bajo en hidratos

HOY SE HABLA DE

Los pasteles cremosos son los más fáciles de adaptar a versiones fitness o más saludables, especialmente si nos hemos ido acostumbrando a sabores menos dulces y apreciamos mejor las notas de la fruta, las especias o los lácteos. Este pastel de yogur proteico es muy nutritivo, bajo en hidratos, saciante y libre de gluten, muy fácil de adaptar al gusto.

Hemos usado como inspiración una receta de tarta de queso fresco de Nadia, cambiando el lácteo por una mezcla de yogur griego bajo en grasa y skyr naturales, que tienen más cremosidad, más proteínas y menos líquido, y añadiendo proteína en polvo vegana con sabor a vainilla. Puedes usar solo skyr o solo yogur griego, o yogur natural, pero busca de buena calidad, que solo lleve leche y fermentos lácteos, y que tenga buen sabor, pues es clave para este postre.

La proteína ya aporta un toque dulce que potenciamos con más esencia de vainilla y el frescor de la ralladura cítrica, pero si quieres un postre más dulce, añade un poco de tu edulcorante líquido favorito sin superar una equivalencia de 50 g de azúcar, como recomendación.

Ingredientes

Para 6 personas
  • Huevos M (unos 190 g pesados sin cáscara) 4
  • Yogur griego natural o skyr o natural corriente de buena calidad escurrido 500 g
  • Proteína en polvo vegana o de suero de leche sabor vainilla 30 g
  • Harina de arroz integral o alforfón o maizena 20 g
  • Ralladura de limón o 1 lima
  • Esencia de vainilla opcional 2.5 ml
  • Edulcorante líquido opcional al gusto

Cómo hacer pastel de yogur proteico sin azúcar

Dificultad: Fácil
  • Tiempo total 1 h
  • Elaboración 10 m
  • Cocción 50 m

Precalentar el horno a 170ºC con calor arriba y abajo y engrasar o forrar con papel antiadherente un molde redondo de 20 cm de diámetro o menos, si se prefiere un pastel más alto y grueso.

Batir los huevos ligeramente con unas varillas en un recipiente amplio, sin espumar demasiado. Añadir el yogur (o queso batido) bien escurrido de su suero (si tiene mucho líquido, es mejor usar una tela tipo muselina un buen rato usando más cantidad de yogur para compensar la pérdida de peso), la esencia de vainilla y el edulcorante líquido si se usa (un equivalente a unos 50-60 g de azúcar, como mucho). Batir hasta incorporar.

Pastelyogur Proteico Pasos

Agregar la proteína y la harina de arroz, alforfón o maizena y remover o batir suavemente hasta que no haya grumos secos, procurando no introducir mucho aire. Agregar la ralladura de lima o limón, mezclar y verter en el molde.

Dar unos golpecitos para sacar y romper las burbujas más grandes, y hornear a mitad o nivel bajo del horno durante unos 45-50 minutos. Vigilar cuando lleve 40 minutos por si el horno es muy fuerte, y sacar cuando al pinchar un palillo en el centro salga prácticamente seco.

Esperar un poco fuera del horno (bajará al enfriar) antes de desmoldar y dejar enfriar por completo antes de llevar a la nevera para servir frío.

Zenker Molde Desmontable 1 Fondo ø20 Acero con Revestimiento Antiadherente, Negro, 20 x 20 x 6,5 cm

Con qué acompañar el pastel de yogur proteico

Es importante dejar reposar en frío este pastel para que se asiente y gane en sabor, pero no lo sirvas muy, muy frío de la nevera. Puedes acompañarlo con más ralladura de lima o limón, coco rallado al natural, fruta fresca madura o una compota rápida como la que hemos hecho nosotros cociendo arándanos frescos con un poco de zumo de naranja y agar-agar. Frambuesas, fresas, mango, melocotón, granada o moras también le irían muy bien.

En Vitónica | Gofres fitness proteicos sin gluten: receta saludable baja en carbohidratos
En Vitónica | Bizcocho fitness de mango y almendra sin azúcar añadido: receta saludable sin gluten rico en proteínas

Temas
Inicio