Compartir
Publicidad

Realizar ejercicio físico que mejore nuestra capacidad cardiorrespiratoria ayuda a cuidar nuestra salud intestinal y microbiota

Realizar ejercicio físico que mejore nuestra capacidad cardiorrespiratoria ayuda a cuidar nuestra salud intestinal y microbiota
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nuestra salud intestinal y la presecencia de bacterias saludables en nuestro intestino es realmente importante para nuestra salud. Entre otras cosas, una buena salud intestinal y de la microbiota ayuda a proteger nuestro sistema inmune, mejorar nuestro metabolismo e, incluso, proteger nuestra salud mental. Entre otras enfermedades, podría ayudar a prevenir la depresión o la ansiedad.

Hace tan solo unos meses un estudio encontraba la relación entre la realización de ejercicios de fuerza parecía modificar de manera beneficiosa nuestra microbiota, reduciendo aquellas bacterias relacionadas con la inflamación intestinal y aumentando las relacionadas con la mejora del metabolismo. Ahora, una nueva investigación relaciona la realización de deporte con el aumento de la diversidad bacteriana en el intestino y la mejora de la salud asociada.

Para llevar a cabo esta investigación contaron con 37 participantes que habían padecido cáncer de mama sin metástasis, pero estaban curadas. Estos participantes realizaron un test aptitud cardiorrespiratoria, la expedición total de energía y una evaluación de la microbiota intestinal por medio de pruebas fecales. Aquellos participantes que tenían una mayor aptitud cardiorrespiratoria tenían una diversidad significativamente mayor de la microbiota intestinal.

Abdominal Pain 2821941 1920

Esto podría implicar que la realización de ejercicio físico que aumentara la aptitud cardiorrespiratoria podría alterar nuestra microbiota, mejorándola, favoreciendo la diversidad de bacterias saludables y, por tanto,influyendo directamente en nuestra salud y bienestar.

En cualquier caso, debemos tener en cuenta que la muestra de la investigación es muy pequeña y, además, está basada en mujeres que habían padecido cáncer de mama. En general, las personas que han pasado por una enfermedad de este tipo tienen una aptitud cardiorrespiratoria más baja que las personas que no han pasado por esta enfermedad. Es por ello que se deben realizar nuevas investigaciones con una muestra más amplia y variada antes de poder generalizar en otras poblaciones. Sin embargo, esta investigación se une a las que ya vienen señalando que el deporte mejora nuestra microbiota intestinal.

Imágenes | Unsplash, Pixabay

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio