Compartir
Publicidad

Hay vida más allá del A.P.A. (atún, pollo y arroz)

Hay vida más allá del A.P.A. (atún, pollo y arroz)
Guardar
2 Comentarios
Publicidad
Publicidad

¿Quién no tiene la imagen en la cabeza del chico de gimnasio comiendo en el mismo vestuario (¡puaj!) un tupper de arroz y pollo o una lata de atún justo después de entrenar? Si bien por un lado debemos desterrar el mito de que la ventana anabólica dura escasos minutos y de que si no tomas tu comida (o batido) justo después de entrenar puedes decir adiós a tus gains, también debemos mirar más allá de nuestro tupper habitual para dar variedad a nuestra dieta. Sí, hay vida más allá del A.P.A.: atún, pollo y arroz.

Si es cierto que el combo atún-pollo-arroz suele ser más barato y más fácil de cocinar que sus alternativas, pero en el caso de que queráis introducir otro tipo de alimentos y no sepáis muy bien por dónde tirar, aquí tenéis algunas ideas (os dejamos muchos enlaces para que podáis ampliar información).

Alternativas al atún y al pollo

Lo que estamos buscando en este caso son fuentes de proteínas alternativas a estas, que son las clásicas. Otras fuentes de proteína animal que podemos utilizar son los huevos (las claras nos ofrecen un 11% de proteínas en su composición con un 0% de grasas), otros tipos de pescados tanto en conserva (la caballa, el jurel, las anchoas, las sardinas... tienen un valor proteico muy similar al atún, y te harán cambiar de sabor; el bonito tiene aún más proteínas que el atún) como al natural para cocinar (salmón, dorada, pez espada...). Y, por supuesto, las carnes: mejor los cortes magros de carnicería y no el fiambre procesado tipo lonchas de pechuga de pollo o pavo, que suelen contener azúcares y almidones.

En cuanto a las proteínas de origen vegetal podemos optar por el seitán y el tempeh, las pipas de girasol (se pueden incluir en smoothies o como topping en los smoothie bowls), legumbres y frutos secos en general.

Alternativas al arroz

Es decir, otras fuentes de carbohidratos. Podéis probar con otros cereales como el kamut y el bulgur (ambos procedentes del trigo), la cebada o la avena: todos estos son buenos sustitutos del arroz integral, que suele ser el que más se consume.

En cuanto a otras fuentes de carbohidratos no podemos olvidar las frutas y verduras: muchos de los devotos del A.P.A. no integran ningún tipo de vegetal en su dieta, perdiendo así la oportunidad de realizar a través de ellos un buen aporte de vitaminas y manteniendo una alimentación poco equilibrada. No podemos olvidar que frutas y verduras deben formar parte de nuestra alimentación.

Imagen | iStock/bazzier
En Vitónica | El microondas, no solo para calentar el café: recetas al vapor sanas y sabrosas
En Vitónica | Hay vida más allá del pollo hervido y a la plancha

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad

Ver más artículos