Compartir
Publicidad
Publicidad

La obsesión de marcar el abdomen

La obsesión de marcar el abdomen
Guardar
28 Comentarios
Publicidad
Publicidad


Hoy en Vitónica me gustaría tratar un tema que siempre me ha resultado chocante, un tema que durante mis años por los diferentes gimnasios por los que he pasado, que no son pocos siempre me ha resultado peculiar: la obsesión de marcar el abdomen.

Sin duda alguna siempre que algún neófito en el mundo de los hierros me ha comentado el porqué de sus inicios en el gimnasio se ha referido al tema de los abdominales, la gran mayoría quiere marcar el six pack, al resto no le da tanta importancia, simplemente tiene obsesión por lucir unos abdominales para rallar queso.

En este post pretendo hablar un poco del tema de esa obsesión, de cómo nos deberíamos enfrentar a esa iniciación en el gimnasio, tanto mentalmente como físicamente. Pretendo recopilar unas cuantos aspectos que deberíamos tener en cuenta si queremos ciertamente marcar nuestro abdominal.

Aspectos a tener en cuenta

Intentaremos recopilar todo lo que tenéis que tener en cuenta para que en un medio o largo plazo, nunca a corto plazo, podáis sacar a relucir esa tableta de chocolate que tanta admiración provoca sobre todo en los principiantes en el mundo de las pesas. Estos son:

  • Entrenar todos los grupos: no hay que dejar de entrenar ningún grupo muscular, ni siquiera la pierna (aunque se juegue a fútbol o se corra maratones), dejar de entrenar un músculo, y encima grande, generar menos hormonas anabólicas y se hipertrofia menos, por tanto se aumenta menos el metabolismo basal, y por consiguiente se quema menos grasa. Aquí una rutina de ejemplo.
  • No sobreentrenar: sin duda alguna alguien que quiere mejorar un músculo a veces cabe en el error de entrenar es músculo hasta la saciedad, no lo hagas, el abdomen debe descansar para crecer al igual que cualquier otro grupo muscular. Al menos deja descansar el grupo un día completo entre entrenos. Un ejemplo de rutina para tu sixpack.
  • Cuidar la dieta: si algo es importante en el mundo de las pesas es la alimentación. De nada sirve que entrenemos como atletas de élite si luego nos ponemos ciegos de bollería, dulces, grasas. La dieta es la clave del éxito de un buen six pack marcado. Un ejemplo de dieta de definición.
  • Quemar la grasa: la grasa es la que va a hacer que nuestro abdomen no luzca tan rasgado como quisiéramos, así que debes aplicarte en la liberación de la misma, realizando ejercicio cardiovascular. En esta serie te mostramos cual es la mejor forma de realizarlo.
  • No obsesionarse: lo peor que hay es que nuestra meta se convierta en nuestra perdición. Hay que tener claro que mentalmente es duro ser disciplinado y milimétrico con lo que se necesita para lucir tableta, pero intenta llevarlo sin estrés, disfruta de cada momento en tu entrenamiento. Obsesionarse con algo no es bueno.
  • Beber agua: un problema para que un cuerpo no quede rasgado y seco es la retención de líquidos, y esa se libera bajando la ingesta de sodio pero sobre todo bebiendo agua. Cuanto más bebas menos retendrás porque limpiará tus depósitos de sodio. Mira este post sobre la retención y la definición muscular.
  • Entrenar intensamente el abdomen: no hace falta que hagas 500 abdominales en tu entrenamiento de abdomen, lo importante es entrenar intensamente, hacer el entrenamiento duro y exigente tal y como hacemos con cualquier otro grupo muscular. Si hace falta mete peso como te mostramos en este vídeo.
  • Variación de ejercicios: cuanto más varias de ejercicios más rango de fibras trabajarás y además lo harás desde más ángulos con lo que activarás todo el abdomen. Puedes trabajar un día oblicuos, otro inferiores, otro el transverso, meter isométricos… Nunca olvides el trabajo isométrico, tal y como te mostramos en el reto de abdominales.
  • Luchar contra la genética: está claro que algunos tienen más fácil marcar abdominal que otros porque la genética les ha sonreído en ese aspecto o grupo muscular, pero no te detengas ante nada, que nadie te diga lo que no puedes hacer. En este post hablamos de ello.
  • Tener paciencia: nadie ha dicho que marcar el abdomen sea fácil y esto no es cosa de un par de meses. No seas un preplaya y empieza ya tu rutina de entrenamiento, no lo dejes para marzo porque ya no tendrás remedio.

Imagen | David Diaz Gil

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos