Los cinco errores que más cometemos al levantar pesas y cómo solucionarlos
Entrenamiento

Los cinco errores que más cometemos al levantar pesas y cómo solucionarlos

HOY SE HABLA DE

Todo en la vida requiere de aprendizaje y el entrenamiento con pesas en el gimnasio no es una excepción. Pero para aprender hay que estar dispuesto y receptivo y eso no siempre sucede ya que hay personas en este ámbito que llevan muchos años entrenando y siguen cometiendo muchos de los errores que veremos aquí hoy a continuación. 

En este artículo te explicamos cinco errores que se suelen cometer en el gimnasio cuando hacemos pesas. 

Un vistazo a…
Cómo elegir bien TU GIMNASIO

No llevar ningún control de lo que hacemos

Istock 601377108 2

"Lo que no se mide no se puede mejorar". No es la primera vez que en Vitónica hablamos de la importancia de llevar un diario de entrenamiento. 

El entrenamiento es bastante más que una sucesión de rutinas con distintos ejercicios que se van sucediendo con el tiempo. 

El entrenamiento es una ciencia y requiere de la manipulación de muchas variables a corto, medio y largo plazo. Por eso, un diario de entrenamiento puede ayudarnos a saber qué hemos hecho y qué estamos haciendo y en base a eso tomar decisiones para saber que haremos a continuación. 

No tener un objetivo definido

Istock 1069959946 1

Sin objetivos no hay movimiento, no hay avance.

Cuando comienzas a hacer cualquier cosa en tu vida tienes que marcarte objetivos ya sea en el ámbito laboral o en este caso en el gimnasio.

Muchas personas llegan al gimnasio con la cantinela de "no, si yo tampoco quiero ponerme muy grande" o "no, si yo con hacer un poco de mantenimiento...".

Estas suelen ser las mismas personas que fracasan a la hora de mejorar en el gimnasio ya que se están rindiendo antes de empezar y su ambición es inexistente.

Si no quieres ponerte muy grande, tranquilo, no va a suceder. ¿Solo quieres mantener? ¿El qué? Si no tienes condición física alguna.

Si no quieres ponerte muy grande, tranquilo, no va a suceder. ¿Solo quieres mantener? ¿El qué? Si no tienes condición física alguna.

En definitiva, si te apuntas al gimnasio es porque en algún lugar de tu ser buscas algo, un cambio, más calidad de vida, autoestima, autoconfianza, lo que sea. Establece una estrategia de cómo vas a hacer las cosas y en qué tiempo. Empieza primero con objetivos sencillos a corto plazo y a partir de ahí ve estableciendo los de medio y largo plazo. 

Mover las pesas del punto A al punto B

Istock 541117408 1

Existe una capacidad que se llama propiocepción que nos permite conocer cómo está situado nuestro cuerpo en el espacio. Esta propiocepción es importante para ejecutar bien los ejercicios en términos de seguridad, prevención de lesiones y sobre todo, rendimiento. 

No debemos limitarnos a mover las pesas de un punto A a un punto B, debemos tratar de hacer el movimiento usando nuestros músculos y articulaciones de la manera más eficiente posible y de la forma en la que han sido diseñados. Investiga un poco y entiende qué funciones desarrolla el pectoral, el dorsal, los isquios, los cuádriceps o incluso los deltoides. Sabiendo qué hacen entenderás mejor los movimientos y los diferentes ejercicios y sabrás sacarles más jugo. 

Todo esto, en definitiva, se traducirá en estímulos de más calidad. 

No darle importancia al descanso entre series

Istock 887390686

Las sensaciones que tenemos cuando entrenamos son importantes ya que nos pueden dar pistas del grado de esfuerzo al que estamos llegando y este esfuerzo está muy relacionado con la magnitud del estímulo que estamos soportando. 

No obstante, hay que saber calibrar y entender este esfuerzo porque no es lo mismo esforzarse durante una serie cuando gozamos de pleno rendimiento que esforzarse en una serie cuando hemos descansado poco antes de la misma. 

Con esto queremos decir que los descansos entre series son importantes y que deben garantizar lo máximo posible el rendimiento en las series posteriores. No podemos evitar la fatiga acumulada, pero sí podemos retrasarla mediante descansos que sean lo suficientemente largos entre series. Lo ideal es entre dos y tres minutos. 

Es un error descansar poco y buscar una sensación de congestión en los músculos. Esta es una sensación "agradable" pero conseguirla a base de descansar poco limitará tu rendimiento y ganancias. 

No tener un entrenamiento que seguir

Istock 1016623426

Este punto está muy relacionado con el de no tener objetivos y con el de no tener un registro de lo que hacemos.

Puede que te sorprenda pero hay muchísima gente que va al gimnasio con una vaga idea de lo que tiene que hacer cada día, no porque sea principiante y no conozca los principios básicos sino porque va improvisando sobre la marcha. 

Este tipo de personas solo tienen un pequeño esbozo en su cabeza de como van a estructurar los diferentes grupos musculares a lo largo de la semana y a partir de ahí van haciendo unos u otros ejercicios de ese grupo muscular cuando toca. Hay veces que pueden tener más o menos criterio a la hora de seleccionar ejercicios pero otras veces simplemente hacen un repaso de todas las máquinas del gimnasio que conocen de ese grupo muscular. 

A corto plazo esto puede darte algún resultado, pero a medio y largo plazo solo va a conseguir que des vueltas en el mismo sitio. Necesitas un programa de entrenamiento que seguir, con su estructura, ejercicios, series, repeticiones, RPE y tiempos de descanso. 


En Vitónica | Cómo tiene que ser tu rutina de ejercicio si quieres perder peso: te lo contamos paso a paso

En Vitónica | Este año no abandones el gimnasio: los tres consejos de un entrenador personal para hacer del entrenamiento un hábito

Imágenes | iStock

Temas
Inicio