Compartir
Publicidad
Método StrongHer: estos son los resultados después de siete semanas de entrenamiento y dieta
Entrenamiento

Método StrongHer: estos son los resultados después de siete semanas de entrenamiento y dieta

Publicidad
Publicidad

Hace casi dos meses os contábamos que íbamos a probar el método StrongHer: un programa de entrenamiento y dieta diseñado específicamente para mujeres de la mano del nutricionista Sergio Espinar y del entrenador Luis Villaseñor. A lo largo de las siete semanas de duración del método StrongHer os hemos ido enseñando cómo han sido los entrenamientos y cómo nos hemos ido sintiendo con ellos: podéis encontrar todos los vídeos en nuestro perfil de Instagram, en las stories fijadas en el perfil.

Ahora que ya hemos terminado con este ciclo de entrenamiento y dieta, toca hablar de los resultados: ¿hemos bajado peso? ¿ganado masa muscular? ¿hemos mejorado en nuestras marcas y respetado la dieta? ¿Hemos mejorado estéticamente? Después de siete semanas de entrenamiento y dieta, estos son los resultados del método StrongHer.

Los resultados del método StrongHer

Empecemos con los resultados, que seguramente sea lo que más os interese. En su momento, cuando hice la inscripción para comenzar con StrongHer elegí la opción de "recomposición corporal", es decir, reducir el porcentaje de grasa corporal y aumentar la cantidad de masa muscular. ¿Lo hemos conseguido? ¡Lo hemos conseguido! Alrededor de un 2% menos de grasa corporal y un kilito más de masa muscular.

Strongher-Vitonica-Frente

Puede que no parezca mucho, pero donde más lo he notado ha sido en el volumen: además de pesarme todos los días, cada semana tenía que medirme con cinta métrica y ahí sí que he podido ir viendo cómo las medidas iban disminuyendo (sobre todo en el caso de las piernas) o aumentando (en el caso de la espalda) poco a poco. Si vamos a lo más práctico, ha supuesto una talla menos de pantalón.

En cuanto al peso, me he quedado igual que al empezar: durante las seis semanas de entrenamiento y dieta sí que aumenté un kilo, pero lo perdí en la última semana, que corresponde con la semana de descarga. Si miráis las imágenes, podéis ver cómo hay mejoras estéticas, aunque con el mismo peso: es importante que nos convenzamos de que el peso es solo un número y que no tiene por qué tener relación con los resultados.

Strongher-Vitonica-Atras

Si hablamos de estética, creo que hay una mejora evidente entre la foto de inicio y la foto de final: cintura más marcada (unos tres centímetros menos), hombros más anchos (también unos tres centímetros), piernas más esbeltas e incluso ha cambiado la forma del glúteo, que ahora está más arriba y más redondeado.

Cómo ha sido la dieta en el método StrongHer

vitonica-strongher

Como os decía más arriba, mi opción en cuanto a entrenamiento y dieta fue de "recomposición corporal": para llevarla a cabo realicé una dieta baja en carbohidratos (no cetogénica, simplemente baja en hidratos) donde el protagonismo se le llevaron las proteínas y las grasas.

Durante las primeras semanas de entrenamiento y dieta, al hacer llegar a Sergio mis reportes, me di cuenta de que me quedaba cortísima en cuanto a calorías, proteínas y grasas; mi objetivo principal durante el programa fue aumentar las calorías y llegar a los requerimientos de grasas y proteínas. Para ello incorporé a mi dieta bastantes más legumbres y huevos, y también algún lácteo más (para llegar a las proteínas requeridas), y frutos secos y ricos aguacates (para llegar a las calorías y las grasas).

Mi dieta fue baja en carbohidratos y nos centramos en llegar a las proteínas y grasas necesarias cada día

No he pasado nada de hambre durante las siete semanas; es más, me ha costado llegar a todo lo que tenía que comer. Pero en cuanto empecé a acercarme más a los macros de mi dieta fue cuando empezaron a llegar los resultados.

¿Me he saltado la dieta algún día? Pues sí, aunque no debería, ya que al tratarse de un período corto de tiempo no es necesario hacer cheat meals o comidas trampa. Tampoco es algo que me haya preocupado demasiado: he intentado reajustar macros a lo largo del día y listo.

Sobre los suplementos, en mi caso no han sido necesarios: simplemente si algún día veía que me quedaba muy corta respecto a las proteínas, me tomaba un batido. Pero como algo ocasional: prefiero comer comida si es posible.

Así ha sido el entrenamiento StrongHer

El entrenamiento, sin duda, es lo que más me ha gustado del programa, ya que me ha sacado totalmente de mi zona de confort. Esto lo he podido comprobar al pasar los reportes semanales: en los ejercicios básicos he ido subiendo pesos, aunque fuera muy poquito, casi cada semana, y eso siempre es una satisfacción y un chute de energía.

En mi caso, aunque tendría que haber entrenado cinco días a la semana, puesto que no soy principiante, he hecho cuatro días de entrenamiento (tres días de full body más un circuito de glúteos y deltoides) y lo he combinado con Yoga un día a la semana.

Un entrenamiento más enfocado en el tren inferior que da buenos resultados a nivel estético y de fuerza

El entrenamiento en general está muy enfocado al tren inferior, especialmente a los glúteos, algo que puede verse en los resultados del programa. No se deja de lado el tren superior, claro, pero hay más volumen de trabajo del inferior a través de glute bridge, hip thrust, sentadillas, zancadas, etc.

En el perfil de Instagram de Vitónica y en el mío personal podéis ver vídeos de algunos entrenamientos de los que, sinceramente, estoy muy orgullosa.

Es importante recalcar que en este programa no se hace nada de entrenamiento de cardio: todos los resultados son a base de trabajo de fuerza y dieta baja en carbohidratos.

Programa StrongHer: la opinión de Vitónica

Strongher-Vitonica

Personalmente, estoy muy satisfecha con los resultados: de hecho son mejores de lo que yo esperaba conseguir en siete semanas. Si os soy sincera, no pensaba que iba a haber tanto cambio: a lo largo del programa sí me notaba los pantalones un poco más sueltos, pero hasta que no vi la foto de inicio al lado de la foto del final no fui consciente de que había bastante mejora.

El entrenamiento me ha encantado: os aseguro que durante estas siete semanas he entrenado como una jabata (tenéis los vídeos para comprobarlo) con esta rutina que me parece súper completa y muy retadora, que te hace salir de tu zona de confort completamente. Sí me preocupaba el hecho de no hacer nada de cardio (de hecho, la semana anterior a empezar me la pasé haciendo cardio como una loca, para no echarlo tanto de menos) pero aun así los resultados han llegado.

Un entrenamiento duro, pero cuyos resultados compensan en cuestión de fuerza y de estética

La dieta me ha servido para poner un poco más de orden en mis ingestas: me he dado cuenta de que tengo que meter más fuentes de proteínas en mi dieta y que puedo prescindir de cierta cantidad de carbohidratos y seguir tirando igual de bien o mejor.

¿Lo recomendaría? Sí, siempre y cuando estés dispuesta a comprometerte con la dieta y el entrenamiento durante, al menos, esas siete semanas de duración del programa. Es un programa duro, no es un paseo, sobre todo en lo que se refiere al entrenamiento, pero merece la pena por los resultados. De momento ahora me quedaré con tres días de entrenamiento a la semana y añadiré alguno de cardio, que personalmente me sirve para relajarme.

Si queréis apuntaros al método StrongHer, podéis hacerlo a través de la web de Ketogains. El precio es de 219 euros por el programa de siete semanas de duración.

Imágenes | @LadyFitnessmad, Unsplash
En Vitónica | Probamos el método Strongher: seis semanas para bajar grasa y aumentar masa muscular

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos