Compartir
Publicidad
Publicidad
Podemos acabar con el fantasma de la tendinitis si sabemos cómo
Prevención

Podemos acabar con el fantasma de la tendinitis si sabemos cómo

Publicidad
Publicidad

El dolor es el enemigo de todo deportista, por eso en nuestra mano está evitar que éste aparezca. La tendinitis es uno de esos dolores que aparece de manera habitual a la hora de hacer ejercicio. Por este motivo en esta ocasión nos queremos detener en este punto y vamos a ver en qué consiste la tendinitis y cómo podemos evitarla.

Ante todo es necesario saber que la tendinitis es la inflamación de cualquiera de nuestros tendones. Los tendones unen los huesos con los músculos y actúan como una palanca a la hora de movernos. De este modo los tendones intervienen de manera directa en el movimiento a la hora de conseguir más fuerza. Por ello, y porque los tendones reciben poco riego sanguíneo, les cuesta más recuperarse del esfuerzo y tienden a sobrecargarse y por lo tanto a inflamarse.

Cuando un tendón se inflama aparece el dolor y la molestia al realizar el movimiento. No se trata de una lesión importante, pero sí es un indicador de falta de descanso y de sobrecarga y puede convertirse en algo grave si no le prestamos atención. Cuando aparece el dolor de tendones es mejor descansar y recuperarnos, ya que es la fase previa a que aparezcan lesiones más importantes a nivel muscular. Pero es importante también prevenir las tendinitis, pues su recuperación suele ser lenta y costosa. Por ello antes de nada tendremos en cuenta posibles motivos por los que aparece la tendinitis.

Motivos por los que puede aparecer la tendinitis

En primer lugar las personas que tienen unos tendones más cortos o estrechos y unos músculos con más volumen suelen tener más propensión a que aparezca la tendinitis. La edad también influye, ya que a medida que cumplimos años el riego en los tendones disminuye y el riesgo de padecer una tendinitis aumenta considerablemente.

jkh

Tendinitis en los corredores

En el caso de los corredores suelen aparecer muchas tendinitis en la parte de los gemelos y en estos casos suele deberse a varios factores como una pronación excesiva que obliga a la pierna a adoptar un arqueo excesivo que sobrecarga el tendón. Lo mismo sucede cuando tenemos una pierna más corta que otra y adoptamos una postura que no es la adecuada. El uso del calzado inadecuado para correr es otro factor de que aparezca la tendinitis, lo mismo que lo es realizar la actividad en terrenos que no son los más adecuados por la irregularidad del terreno o las cuestas que pueden hacer que los tendones se resientan.

La importancia del estiramiento

También la falta de estiramiento es otra causa de que aparezca la tendinitis además del excesivo ejercicio. El uso excesivo de un determinado grupo muscular también puede acarrear problemas a la hora de padecer inflamaciones de tendones. Por ello es muy importante saber qué es lo que tenemos que hacer para evitar que la tendinitis haga acto de presencia.

La planificación y el control de las rutinas la clave

Ante todo es necesario que no sobrecarguemos los grupos musculares que estamos entrenando. Para ello una medida muy adecuada es planificar bien las diferentes rutinas de entrenamiento para evitar tocar demasiado una parte concreta. Junto a esto es necesario respetar los tiempos de recuperación y descanso entre jornadas de entrenamiento. Realizar sesiones maratonianas sin un control ni una preparación es un riesgo que no merece la pena correr.

kjjkl

Como realizar los estiramientos para evitar la tendinitis

Los estiramientos son un punto muy importante a tener en cuenta. Cuando realizamos un ejercicio intenso y los músculos se sobrecargan, los tendones tienden a contraerse. Por este motivo es muy importante estirar después de los entrenamientos. Los estiramientos deben ser suaves y prolongados. Hay que dedicarle mínimo 10 minutos para conseguir una relajación muscular de la zona. Además, ayudaremos a aumentar el riego sanguíneo en la zona y hacer que los tendones eliminen parte de la sobrecarga.

Ayudas para evitar la sobrecarga al correr

A la hora de correr es difícil que corrijamos las malas posturas, pues muchas veces es un movimiento mecánico que no controlamos. Por ello es recomendable que acudamos a un especialista como puede ser un podólogo o un fisioterapeuta para que analice nuestra pisada. De este modo será adecuado elegir el calzado correcto, y en algunos casos será necesario que utilicemos unas plantillas especiales que nos ayudarán a corregir la postura y mejorar la pisada a la hora de correr. Lo mismo sucede con otros ejercicios.

dfsdf

Control de las rutinas y evitar los excesos

Con el resto de ejercicios es necesarios controlar a la perfección cada movimiento y evitar adquirir vicios posturales. Para ello es importante no utilizar cargas demasiado pesadas y aprender la técnica desde el principio para así poder corregir cualquier error que a la larga puede deparar una sobrecarga que origine una tendinitis. En este caso no podemos recurrir a plantilla como en la carrera, pero sí es importante adaptar los movimientos a nuestro cuerpo, colocar los aparatos en el lugar adecuado y ejecutar cada movimiento de forma correcta.

Es muy importante que prestemos atención a esto y evitemos sobrecargas en los tendones. Nunca hay que empezar la casa por el tejado, y en fitness tampoco. Por ello una buena base, saber lo que debemos o no hacer y seguirlo a rajatabla nos ayudará. Simplemente consiste en dar importancia a estos puntos que hay que tomarse en serio si queremos mantener unos entrenamientos saludables y productivos.

Imagen | IStock Imagen 1 | IStock Imagen 2 | IStock Imagen 3 | IStock

En Vitónica | Las lesiones más frecuentes del corredor y cómo evitarlas

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio
Inicio

Ver más artículos