"El ajo puede ayudarte a bajar la presión sanguínea": ¿mito o realidad?
Wellness

"El ajo puede ayudarte a bajar la presión sanguínea": ¿mito o realidad?

La hipertensión es uno de los problemas de salud pública más importantes, si no el que más, por la enorme cantidad de personas que fallecen debido a malos hábitos de alimentación, descanso, ejercicio, etc., que repercuten directamente sobre la presión arterial.

Hay muchos factores que pueden ayudarnos a disminuir la presión arterial como son los siguientes:

  1. Disminuir el estrés porque el estrés provoca que se segreguen ciertas sustancias que le indican a nuestro cuerpo señales de peligro. Como consecuencia, se eleva la presión arterial.
  2. Mejora de la alimentación: Optar por más frutas y verduras, más fibra, más agua, menos grasas, nada de azúcares libres ni procesados, entre otras cosas, es el inicio de una dieta mucho mejor para nuestra salud.
  3. Reducir la cantidad de sal que ingerimos. La propia OMS considera que reducir la cantidad de sal en nuestra mesa es una de las medidas más factibles y económica de reducir la hipertensión y los problemas cardiovasculares.
kh

Ajo blanco y presión arterial

El ajo es un hortaliza que pertenece a la misma familia de las cebollas y los puerros. Se ha comentado que tanto la cebolla como al ajo tienen muchísimas propiedades, entre ellas la disminución de la tensión arterial.

El ajo es un donante de azufre que proporciona un componente importante para la ruta de transulfuración, que está vinculada a la ruta de metilación, unos de los principales mecanismos para el correcto funcionamiento del ADN.

Antes de dar una respuesta, hay que comentar que el ajo tiene dos mecanismos de acción importantes que influyen sobre la presión arterial que son, la producción de óxido nítrico y sulfuro de hidrógeno. Ambos compuestos se conocen porque son vasodilatadores y disminuyen la presión arterial. ¿Significa esto que el ajo realmente tiene la capacidad de reducir la presión arterial?

n

Uno de los mayores metanálisis realizados sobre la acción del ajo sobre la presión arterial, en el que se incluyeron 12 ensayos clínicos con una muestra de 553 participantes, mostró que el consumo de ajo de forma regular durante varios meses, disminuía entre 8 y 10 mmHg la presión arterial sistólica y entre 5–6 mmHg la diastólica, cifra comparable a la de las terapias con medicamentos para la presión arterial. Esto significa que el ajo es potencialmente hipotensivo y podría disminuir las probabilidades de sufrir enfermedades cardiovasculares.

Aunque el estudio se realizó con ajo en polvo y extracto de ajo, perfectamente se pueden obtener los mismos beneficios del ajo ya que este procesamiento no afecta en su mecanismo de acción. Para obtener todos los potenciales beneficios del ajo, con consumir dos o tres dientes de ajo al día es más que suficiente.

En Vitónica | Tu dieta semanal con Vitónica: menú saludable para controlar la hipertensión arterial

En Vitónica | Para cuidar la salud cardiovascular no sólo importa cuánto tenemos de presión arterial sino también, evitar fluctuaciones en el tiempo

Imágenes | iStock, DAP

Temas
Inicio