Compartir
Publicidad

Magnesio en polvo, líquido o en bloque: cuál utilizar cuando entrenamos en el gimnasio

Magnesio en polvo, líquido o en bloque: cuál utilizar cuando entrenamos en el gimnasio
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

Nuestras manos son nuestras principales herramientas cuando entrenamos en el gimnasio, sobre todo si lo hacemos en la zona de peso libre: con ellas agarramos barras, poleas y mancuernas, y tenemos que darles el cuidado y la atención que merecen.

Lo más habitual cuando vamos a entrenar al gimnasio es utilizar guantes o guantillas que protegen nuestras manos y que previenen la aparición de callosidades o durezas en las mismas. Pero cada vez hay más gente que prefiere utilizar el magnesio en sus entrenamientos. ¿Qué tipo de magnesio tienes que elegir en este caso? Te contamos todo lo que tienes que saber antes de ponerte manos a la obra (nunca mejor dicho).

El uso de carbonato de magnesio es una opción cada vez más popular en los gimnasios a la hora de entrenar, ya que absorbe el sudor de las manos asegurándonos así un mejor agarre sin miedo a que la barra resbale en nuestras manos. Nos proporciona libertad de movimiento y un agarre seguro.

Tradicionalmente se ha utiizado en deportes como la escalada y la halterofilia, aunque también se usa en otras disciplinas como el CrossFit, el pole dance, la calistenia o el entrenamiento con pesas en el gimnasio.

¿Qué tipo de magnesio puedo utilizar en el gimnasio?

Depende sobre todo de la política del gimnasio, de tus preferencias y de tu presupuesto, pero puedes elegir entre estos tipos.

  • Magnesio en polvo: es el más popular en los gimnasios, y muchos de ellos lo ofrecen en cubos para sus socios (otros, sin embargo, no permiten su uso, generalmente porque mancha mucho). Aplica una fina capa en la palma de tus manos y retira el exceso para no manchar demasiado y conseguir un buen agarre. Si lo llevas tú mismo al gimnasio, guárdalo en una bolsa específica para ello.

  • Magnesio líquido o en crema: una opción mucho más "limpia" que el magnesio en polvo y que generalmente cunde más, además de ser más cómoda de transportar. Es más caro que el magnesio en polvo pero cumple la misma función.

  • Magnesio en bloque: otra de las opciones que tenemos a la hora de utilizar magnesio en nuestras manos es la de optar por su versión sólida o en bloque. Nos cunde más que el magnesio en polvo ya que se desperdicia menos cantidad cuando lo usamos, y es más sencilla de transportar. Al peso es más caro que el magnesio en polvo y similar al magnesio líquido.

Imagen | Pixabay

Temas
Publicidad
Publicidad
Publicidad
Inicio