Compartir
Publicidad

Para qué sirve y cómo se usa el aro mágico o magic circle de Pilates

Para qué sirve y cómo se usa el aro mágico o magic circle de Pilates
0 Comentarios
Publicidad
Publicidad

En la actualidad son muchos los implementos o accesorios que se pueden utilizar en una clase de Pilates: desde las bandas elásticas hasta el fitball, pasando incluso por el TRX. Estos implementos han comenzado a usarse hace relativamente poco, pero el único accesorio de Pilates creado por el mismo autor del método, Joseph Pilates (del que podéis conocer su historia a través de un divertido vídeo de dibujos animados aquí) es el magic circle o aro mágico.

No es un accesorio imprescindible a la hora de practicar Pilates, pero sí puede ayudarnos a dificultar algunos de los ejercicios para realizarlos de forma más intensa o a facilitar otros. Te explicamos qué es el aro mágico de Pilates, para qué sirve y cómo se usa.

El aro mágico o magic circle fue una creación del propio Joseph Pilates, se cree que mientras estaba creando el "barril" (también conocido como barrell, en inglés, es una de las estructuras que se utilizan en las clases de Pilates en máquinas). Se trata de un aro de unos 40 centímetros de diámetro fabricado en un material semiflexible, con dos asas o agarres a los lados.

El aro mágico es una gran ayuda sea cual sea tu nivel de Pilates: cogiéndolo con ambas manos puede ayudarnos a alinear y estabilizar nuestra cintura escapular (la zona de los hombros) y a mejorar nuestra elongación axial (facilitando así la activación de la musculatura de la zona abdominal). Si lo colocamos entre nuestros pies nos facilitará la estabilización de la cintura pélvica, mejorando así la estabilidad de todo nuestro cuerpo y ayudándonos a mantener una postura neutra de la pelvis.

A la hora de hacer más intensos algunos ejercicios, podemos utilizar el aro como elemento que genera una cierta inestabilidad: por ejemplo, si en lugar de apoyar nuestra mano en el suelo la apoyamos sobre el aro colocado de forma vertical, nos veremos obligados a una mayor activación de la musculatura de la zona central para mantener una postura correcta.

El aro mágico, al estar fabricado en un material flexible, nos ayuda también a trabajar la fuerza de nuestros brazos y piernas, sobre todo de forma isométrica: podemos colocar el aro entre nuestras manos mientras lo mantenemos a la altura del pecho y apretar sus agarres hacia el centro, manteniendo la contracción muscular durante un período de tiempo corto.

Si queremos mejorar nuestra flexibilidad, el aro mágico también nos puede ser de ayuda, colaborando a la hora de llegar un poquito más lejos como lo harían, por ejemplo, las correas de Yoga.

El aro mágico o magic circle de Pilates es un implemento muy interesante que nos sirve para dar variedad a nuestro entrenamiento, muy recomendable ya que es muy versátil y bastante barato (a partir de 12 euros en Amazon).

Imagen | iStock
Vídeo | Workout Hotel en Youtube
En Vitónica | Los beneficios del Pilates no terminan cuando se acaba la clase: así te ayuda en tu día a día
En Vitónica | Las principales diferencias entre Yoga y Pilates, ¿con cuál me quedo?

Temas
Publicidad
Comentarios cerrados
Publicidad
Publicidad
Inicio